Terminamos este mes de Febrero con unas cuantas pistas que, mayoritariamente, corresponden a vinos blancos (en el lado borgoñón va más sobre tintos esta vez) ya que de lo bebido han sido más interesantes esta vez . Por ejemplo un delicioso Reinhold Haart Piesporter Goldt. Riesling Spatlese 2007 que era un conjunto realmente complejo de aromas florales, de fruta fresca vibrante acompañado por un leve toque de reducción que no desagradaba al personal. En boca muestra juventud pero buen equilibrio entre sus diferentes componentes. Muy rico.

Siguiendo con la Riesling también nos gustó el Dönnhoff Hermannshöhle Auslese 2005, más en la boca que en la nariz ya que el paso fino, elegante y largo mostraba un vino menos opulento que las primeras sensaciones en nariz, en donde los almíbares, amielados y demás se fundían con aromas un tanto maduros en cuanto a fruta se refiere.

Apoteósico el Domaine Huet Vouvray Cuvée Constance 1997, con una Chenin Blanc de medio litro que forma un elixir tremendo. Pese a su alta concentración en azúcares, el vino mantiene el equilibrio en plan acróbata ya que no sé qué acidez tendrá analíticamente hablando…pero oigan, de pesadez nada de nada. Sublime.

Me gustó el Navaherreros Blanco 2010 de Bernabeleva aunque pienso que va en un estilo menos directo del que suele gustarme, con fruta bastante madura y madera un tanto presente pero, dentro de ese estilo más opulento, el vino mantiene cierto nervio y se agarra al paladar manteniendo bien el tipo.

Fantástico un Château Sociando-Mallet 2000 bordelés para aquellos a los que no les guste el nuevo estilo de la zona (Rolland no!). Entre la hojarasca, trufa, sangre, y ciruela negra se movía el condenado, con una boca aterciopelada que dices…¡toma! Es suficientemente largo pero ¿podría durar más esa sensación de placer? Muy bueno.

Seguiremos…

Un saludo

…………………..

The Show Must Go On (Queen)

 

 

Anuncios