No, no les voy a hablar del maestro Hitchcock esta vez ni de cómo esos pajarracos atacaban a la buena suegra de Antonio Banderas en aquella película mítica.

Tampoco voy a parecerme al difunto Félix Rodríguez de la Fuente para defender cómo el águila imperial planea sobre esas dehesas o el buitre leonado devora a la presa cual ave carroñera en busca de alimento.

Mi idea es hablarles de unos pájaros en lata (espero que los ecologistas no se me echen encima)

Hace pocos días me reuní con unos amigos en Logroño que venían de visita desde un pueblecito llamado Villalba de Duero, en la provincia de Burgos. Habían estado viendo la Fonda del Prado y sus excelentes preparaciones en torno a perdices, faisanes, pintadas, codornices…Como ven, pájaros, que vienen preparados en unas latas excepcionales listas para ser disfrutadas de una forma que no merece ningún miramiento, es decir, ¡a saco!

Gracias a su generosidad, pude dar cuenta de una perdiz escabechada que me supo deliciosa. Carne jugosa para ser una perdiz, que se deshuesaba de una forma limpia y que invitaba a “volar” con ella en cuanto a placer gastronómico se refiere.

Lo dicho, no se lo pierdan si tienen ocasión de probar las, seguro, excelentes preparaciones con que nos muestran en esta casa. Pienso ir probando otra serie de pajaritos porque, si llegan a este nivel, el deleite está asegurado.

Avisados están.

Pronto les hablaremos de alguna serie de vinos realmente curiosa que hemos ido probando. Mientras tanto disfruten de las vacaciones si las tienen, y si no, disfruten igual.

Un saludo

…………………………

The Show Must Go On (Queen)

Anuncios