Leía hace poco cómo todo el sector vitivinícola francés se había puesto de acuerdo para protestar ante su Gobierno por el asunto de la publicidad del alcohol y cómo el vino debía mantenerse un poco al márgen del resto de bebidas alcohólicas. Sin entrar a valorar esta cuestión, sí que me resulta agradable ver cómo existe ese consenso ante un problema general. Y es algo que debemos imitar.

En todos los sitios cuecen habas, pero ante un problema grave, un sector importante de la economía gala se agrupa y defiende sus intereses de forma unánime. Aquí vemos siempre las “guerrillas” entre diferentes Denominaciones, entre distintas Comunidades Autónomas, entre muchos intereses creados que al final nos lleva a una situación de “hagamos la guerra por nuestra cuenta”. Y es que, señores, el “enemigo” no es mi vecino…métanselo en la cabeza.

Claro, a lo mejor el sector vitivinícola español no es tomado con tanta importancia dentro del tejido socio-económico del país como sucede por encima de los Pirineos. Malo.

Ya he comentado otras veces cómo se agrupan los franceses, italianos, alemanes, etc. en sus participaciones en Ferias en el exterior. Aquí, en España, bajo el paraguas del ICEX (Instituto de Comercio Exterior) acuden bodegas mezcladas de muchas zonas diferentes, pero luego a veces se montan stands autonómicos aparte, o de Denominaciones de Origen por otro lado…Vamos, un lío o batiburrillo para que el posible cliente que circula por la feria no sepa exactamente por dónde se mueve.

Por eso siempre me he planteado si nuestras autoridades no se podrían fijar más en lo que hacen nuestros vecinos y agrupar a todo el vino español de una forma seria y decente.

Pues eso, pequeñas reflexiones que empezaba a escribirlas mientras sonaba Van Morrison…Les dejo con algo que sabe a gloria:

http://es.youtube.com/watch?v=evNvp31DqWM

¡Qué grande me resulta siempre el león de Belfast!

Un saludo

……………………………..

The Show Must Go On (Queen)

Anuncios